Dr. Juan José Olivares

Cirujano plástico

Razones por las que no debes aguantar las ganas de orinar

Deja un comentario

Contener las ganas de orinar es algo que debemos evitar, ya que los residuos que se depositan en la orina suelen ser sustancias ácidas y amoníaco que el organismo no necesita y debe eliminarlos enseguida.

Muchas personas lo convierten en hábito porque se encuentran más cómodas en su propio baño y también para evitar servicios públicos o incluso los espacios de trabajo, pero a la larga puede traernos graves consecuencias.

Sentimos el impulso de orinar cuando hay alrededor de 150 a 200 ml dentro de la vejiga, pero la presión se vuelve incómoda cuando llega a 400 o 500 mililitros.

El cerebro puede dar la orden de aguantar y la vejiga puede seguir estirándose, pero sólo hasta cierto punto. Si la vejiga está muy llena la tos, estornudos, o la risa puede llegar a causar fugas.

Por lo tanto, no es buen hábito mantener la orina durante demasiado tiempo, a la larga puede debilitar o forzar el trabajo del cabestrillo muscular.

Consecuencias de aguantar las ganas de orinar

• Infecciones urinarias: Al aguantar mucho tiempo las ganas de orinar, las diferentes bacterias se acumulan entrando en las vías urinarias, dañando tu organismo e incluso impactando en tus riñones. También pueden dañar las paredes del tracto urinario y la propia vejiga.

• Cistitis intersticial: Estudios realizados por urólogos del Centro Médico Teknon, señalan que este problema puede caracterizarse por la necesidad de orinar con frecuencia y urgencia acompañado de dolor. Se origina por diferentes causas, pero una de ellas es aguantar las ganas de orinar, hecho que causa infección bacteriana.

• Reflujo vesico-uretral: Esta ocurre cuando la orina el lugar de ser expulsada al exterior tras estar un tiempo almacenada en la vejiga, regresa a la uretra y a los riñones ocasionando infecciones graves.

• Cálculos renales: Conocidas como “piedras en los riñones”, son cristales sólidos que se forman en el riñón por sustancias que se encuentran en la orina. Se presentan debido a una infección urinaria.

• Aumentar el tamaño de la vejiga: También puede desarrollar una vejiga hipnótica o flácida, con menos fuerza. ¿Problema? Que no termines de vaciarla, según explican los urólogos.

Recomendaciones

• Es fundamental para la salud de tu aparato urinario beber 2 litros de agua al día. De esa manera limpias los riñones, los uréteres y la vejiga. Se produce un barrido, el agua no se estanca e impide que colonicen bacterias y que formen cálculos.

A medida que se toma líquido, el color de la orina se va haciendo cada vez más claro.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s